Gracias 2016

 

Debo de ser agradecida contigo, antes de que te vayas. Son tantas cosas por la cual estoy tan atada a ti, las memorias serán maravillosas, y todo es el resultado de cuantiosas oportunidades que me permitiste vivir.

En primer lugar, gracias porque a pesar de todo estoy viva y con salud. Gracias porque mi familia está con bien , en igual condiciones. Gracias porque aprendí tantas cosas durante este período.

Gracias, porque pude desarrollar una de mis mi pasiones . Me topé con maravillosos escritos. Tuve momentos culturales y personales especiales.

Gracias, por los ánimos, por los malos momentos, por las caídas, pues  funcionaran como guía para este año que iniciará.

Gracias por el amor que me brindaste, disperso por las esquinas de estos 12 meses, donde crecí como persona, y sobre todo aprendí a valorar aún más el ser humano.

Gracias a tu jefe, porque nunca me desamparó durante este año. Estuvo ahí constante, lleno de misericordia. Si alguna vez me iba a perder, no me dejó ir y por ello sigo en pie.

Por último, gracias, pues me diste el compromiso de crear este blog que me ha hecho descubrir  que hay tantas personas de corazón noble, con un talento increíble para las letras, para expresar lo que sienten, así como yo. Debo decir, mejores, mucho mejores. Que con sus sentimientos plasmados aquí, me hacen sentir en casa.

Feliz año 2017 para todos!! Que Dios les bendiga y permita que sus deseos se lleven a cabo!! Pásenlo bailando!!

 

Resultado de imagen para 2017 feliz año nuevo

Besos de escarcha…

 

Marifa

 

 

 

 

Anuncios

Hacia la arena

 

Ay!  Compré el boleto a tu oído,

por donde llego más

rápido a la llanura

de tus sentidos.

 

Ay! El vuelo sale a las seis,

madrugaré con gusto

por ver  sentir el paisaje

a través de tu piel.

 

Ay! Este viaje podría

costarnos la vida,

pero la misma

no tiene alma si

no la tengo contigo.

 

Ay! Si no llegamos

no importa, porque habré

caído en el mar de la

felicidad perpetua,

donde el tiempo corre

mientras empuja

nuestros cuerpos

hacia la arena.

 

Marifa

 

 

 

Ella siempre estará ahí

 

Su delicada forma de ser, su corazón  dispuesto.

Su atención inigualable, su danza incomparable.

Ese arte de hacer ver las cosas tal y como son.

Su lucha constante, su mente brillante.

Sus estupideces y locuras, la autenticidad

responsable de que hoy día no haya ser

que le pueda conocer sin amarle.

No importa cuan ocupada esté,

no importa si su alma se encuentre fatigada,

ella siempre estará ahí,

porque es su forma de encarar las cosas,

porque es su manera de decir que sí.

 

Feliz cumpleaños Moñonga!! Te quiero muchísimo!! Que Dios te siga bendiciendo y me de a mi la oportunidad de verte convertida en la mujer que tanto añoras!! Pásalo bailando!!

 

:*

 

Marifa

 

 

 

Tus pies

 

Cuando no puedo mirar tu cara
miro tus pies.

Tus pies de hueso arqueado,
tus pequeños pies duros.

Yo sé que te sostienen,
y que tu dulce peso
sobre ellos se levanta.

Tu cintura y tus pechos,
la duplicada púrpura de tus pezones,
la caja de tus ojos que recién han volado,
tu ancha boca de fruta,
tu cabellera roja,
pequeña torre mía.

Pero no amo tus pies
sino porque anduvieron
sobre la tierra y sobre
el viento y sobre el agua,
hasta que me encontraron.

 

Pablo Neruda

Ángel (1)

Le habían puesto Ángel, pues para ellos eso era, una figura celestial que llegó para iluminarles la vida.

Rodeado de motocicletas, ruido pecaminoso y malas compañías, Ángel iba creciendo sin rumbo fijo. Su madre era una ama de llaves a la que solo veía una vez al mes, su padre se convirtió entonces en su compañero inseparable.

Don Guillermo, trabajaba en una gomera de ocho de la mañana hasta las cinco, pero se las arreglaba para irle a buscar cuando salía del cole, a eso de la 1:30 .Cada que lo hacía la maestra guía le esperaba con malas noticias, y esa no era la excepción. Ángel le  había  escupido la cara a una niña porque no le dejaba ver lo que llevaba en la mano.

Ángel trató de explicarle a la maestra las razones de su conducta, pero ella no escuchó, nunca lo hacía. Lo llevó al banco que está a la entrada de la institución. El decidió sentarse en el borde la acera, de ahí podía ver hasta la esquina por donde su padre venía. Observa el minutero que lleva en la muñeca, era la 1:35 de la tarde.

Tienen que llevar al niño a un psicólogo, decía Margarita, su profe, lo resolveré en casa, respondía Guillermo. Ella procedió a dar razones de la retención. Visto los problemas que con reincidencia ha presentado el niño, creo que sería bueno que se quedara en su hogar una semana, para que medite sobre sus actos, expresó. Entiendo que son cosas de niños, verá, el tiene ocho, eso es normal que se enamore y quiera que le correspondan, le defendió con la sonrisa pícara que le caracterizaba. Que tantas veces había salvado al niño.

Creo que no podré dejar pasar esta, le da la mano, pase buenas tardes señor, Dios le ampare, concluyó Margarita. El camina unos metros.  Que Dios le ampare a usted, bruja  de mierda, vociferó mientras apretaba el pequeño brazo del infante. Se dejaba llevar por el viento que revoloteaba entre sus pies, aturdido en sus pensamientos se detiene, busca el rostro de su hijo, creo que tendremos que buscar otro colegio.

Ángel llevaba los ojos lagrimeados, sabía lo que le esperaba. Cada paso le recordaba lo doloroso que eran esas sandalias, las de suela de goma ”samurai”, exclusivas para correcciones severas. No dejaba que corrieran, tenía que ser fuerte, vale más que eso, se repetía. Valgo mucho más…

Lo que son mis manos

Entre las yemas de mis dedos se esconden historias. Algunas vanas, otras maravillosas. Algunas de amor, otras de sueños. Algunas de perdón, otras de arrepentimiento.

Huellas dactilares perpetuas de vidas que no logro recordar, pero que allí estuvieron. Las siento sin querer y con tal sobresalto, que provoca que mi piel se emblandezca.

Entre las palmas de mis manos guardo memorias. Esas sí las recuerdo con perspicacia, porque son tristes, inocentes, retrato indeleble de mis tempranas andanzas en este mundo de injustos.

Los callos duelen, de cuando en vez y de vez en cuanto. No logro imaginar qué sería de mí sin ellos, se han convertido en compañeros. Algunos han ido desapareciendo.

Estas grandes manos, evocadoras de realidad y trazos de creatividad, son resultado de dos escaños: La tortura del conocimiento y la ternura de la sabiduría.

Aún falta camino, lo se. Si mis manos no me faltan, bajo el amparo del Altísimo, seguiré acumulando callos y sosteniendo las varas de mi destino.

Marifa

Así cuando pasa el rato…

 

¿Les digo algo?, no soy perfecta. He cometido tantas faltas, tantas veces, que no se como aún confió en mí misma.

Dudo demasiado de todo. Pienso las cosas suputocientas veces antes de hacerlas y aveces no razono. Sí, así de loco y contradictorio. Se me olvidan las cosas con facilidad. Me distraigo hasta con un mosquito, tiendo a descuidarme con muchas cosas y a volverme un tanto vaga.

Gracias a Dios que tengo ese don de resolución de conflictos, porque de no ser así, no sabría que sería de mi.

Creo que el hecho de reconocer las debilidades es una fortaleza, nos ayuda a cambiar. Las justificaciones son piedrecillas del camino. Hay que evitarlas para crecer, para llegar a la sabiduría.

Ojalá algún día llegar a alcanzarla.

 

Marifa

Villancicos

Hola gente bella 😀

Llevo unos días perdida, y  es porque los compromisos laborares no me han permitido escribir con la regularidad que deseo, sin embargo aquí estoy, he sacado un momento para dejarles un regalito navideño..

A todos nos gusta la música y en víspera de la navidad nada mejor hay para escuchar que los villancico tradicionales.

Las canciones que escucharán, representan la esencia de la época: el amor, la paz y el compartir.

Espero les gusten.

Besos de escarcha,

 

Marifa

Navidad es navida, José Luis Perales 

 

 

Oh Noche Santa, Andrea Boccelli 

 

 

Los peces en el rio, Pandora 

 

 

El tamborilero, Raphael 

 

 

Feliz Navidad, José Feliciano

 

Arbolito de navidad, Gloria Estefan 

 

 

 Traigo una trulla para que te levante, Conjunto Quisqueya 

 

Quien en realidad son

 

He aprendido tanto en el silencio, observando a los demás, escuchando, aceptando mis errores, restaurando mis adentros mediante la reflexión continua, despacito, con detenimiento, sin desperdicios…
Entendí que el ruido es una peste desastrosa, no solo para nuestros oídos, sino también para el alma. El sonido estruendoso nada tiene que ver con música, va más allá.
 
Las justificaciones, las mentiras. Hablar de los demás, ver lo que no suma, dejar lo que nos resta, presumir de nuestras bondades… todo eso contamina nuestro ser.
 
Muchos creerán imposible encontrar la felicidad en la calma, a mi me resulta extraño comprender como se puede sobrevivir entre tanta basura. Ahora he entendido el por qué. Tienen miedo de descubrir quien en realidad son.

A una Rosa


Rosa divina, que en gentil cultura
Eres con tu fragante sutileza
Magisterio purpúreo en la belleza,
Enseñanza nevada a la hermosura.

Amago de la humana arquitectura,
Ejemplo de la vana gentileza,
En cuyo ser unió naturaleza
La cuna alegre y triste sepultura.

¡Cuán altiva en tu pompa, presumida
soberbia, el riesgo de morir desdeñas,
y luego desmayada y encogida.

De tu caduco ser das mustias señas!
Con que con docta muerte y necia vida,
Viviendo engañas y muriendo enseñas.

 

Sor Juana Inés de la Cruz